Sevilla: El Empaque de Cayetano Cautivó a La Maestranza

0
50

Diego Ventura falló a espadas dos grandes faenas. Un elegante Cayetano da dos vueltas tras petición, una más una. El Juli, solventó con buen oficio y capacidad un irregular lote.

Redacción: Emilio Trigo – Cultoro.es – Web Aliada – Foto: Pagés

Sevilla – España. Una corrida de toros mixta con Diego Ventura encabezando el festejo era la que planteaba la tarde de este miércoles en la Real Maestranza de Caballería de Sevilla. El Juli, tras la Puerta del Príncipe del pasado jueves, le seguía en suerte en un festejo que cerraba Cayetano.

Un elegante Cayetano da dos vueltas tras petición, una más una. El Juli, solventó con buen oficio y capacidad un irregular lote. Ventura falló a espadas dos grandes faenas

Ovación para Ventura que pierde el triunfo por el rejón.

‘Bolinche’ del hierro de Los Espartales abrió plaza para Diego Ventura que montó a Lambrusco.   Salió distraído el primero que se desentendió del jinete en las arrancadas iniciales. Tras un rejón en mal sitio colocó un segundo en su sitio. Un pasaje donde el toro se venía cruzado apretando en el encuentro. Sacó a Nazarí para deleite de La Maestranza. Con este jaco lo bordó en un tercio de banderillas espectacular donde cosió en el estribo a su antagonista dando una vuelta al ruedo completa -magistral- templándolo y embebiéndolo a placer. Imprimió ritmo y puso todo lo que le faltó a su sosito oponente. En la reunión lo focalizó todo Ventura puesto que el animal no obedecía con claridad a los quiebros de Diego. Siempre buscó la reunión frontal –con la pureza del rejoneo- en los medios para contribuir el zenit de su labor. Prosiguió con Lío para quebrar de forma inverosímil en un par con la grupa apoyada en tablas y casi sin sitio para salir. Dólar estuvo sensacional con un par -sin cabezal- que encumbró la labor. Finalizó con Remate pero sin estar acertado con el rejón de muerte. Ovación con saludos.

Julián emborrona su poderosa faena con la espada.

El segundo por nombre ‘Cuarenta’ al que Julián lo recibió con un gran juego de brazos a la verónica. Un lance sentido, armónico y estético que surgió muy lento. Bravo en el caballo hasta derribar por emplearse con fijeza en la primera vara. La segunda más liviana. Quite de El Juli por chicuelinas ajustadas y garbosas y réplica de Cayetano con el efugio de Ronda. Lo empujó Julián para adelante en la raya del tercio donde hacia menos viento para posterior sacarlo a los medios. Allí, a pesar de ‘Eolo’ limó al céfiro y metió al primero de su lote en la canasta. Faena echa a medida de un astado con teclitas -de grandes pechos y badana- al que construyó una tarea con muletazos de distintos perfiles pero todos de notoriedad. Firmeza y expresión ante uno que colocó muy bien la cara pero que empujaba por dentro por el derecho. Hubo momentos que calaron por la dominación de un animal con transmisión y por un torero sin afectación que todo lo hizo con expresión vertical. Debió sonar la música y cortar la oreja de no pinchar, pero al final, ni una cosa ni otra. Ovación con saludos tras aviso.

Vuelta tras petición para Cayetano.

‘Polizón’ hizo tercero. Un precioso prototipo de la casa ganadera que no ayudó en demasía al lucimiento con el capote. Sueltecito en la lidia este ‘Polizón’ que se movió con poco celó. En varas no se castigó. Brindis a Espartaco.  Cayetano tuvo que lidiar’ al fuerte viento que lo dejó varias veces al descubierto lo que provocó el consiguiente riesgo y que se vivieran pasajes deslavazados. Ordóñez lo sacó para afuera entendiendo que el pitón izquierdo era el de su mansito oponente que se abría por fuera en cada natural. Un pase de buen metraje y buena composición que dejó ver su personal empaque. Cayetano obró una faena por ambos pitones con momentos de dulzura y ligazón, con otros más emborronados -cierto que lo toreó en los medios con sinceridad y sabedor que allí soplaba más- por el aire que arreciaba en La Maestranza. Estoconazo de premio que de por sí solo podía valer la oreja solicitada. Vuelta tras petición.

Un gran Ventura falla con los aceros.

Joselito  fue el caballo que recibó a ‘Nano’. El cuarto de Los Espartales salió con más pies que su hermano el primero. Diego dejó un rejón para dejarlo crudito. Sueño lo durmió galopando de costado de cara al muro por uno y otro pitón. Torería y ritmo ante uno de poca transmisión. La banderilla a una mano andando hacia atrás y quebrando en un palmo fue de cante grande. Bronce elevó el tercio con la suerte de la reverencia y quiebros casi sin terrenos para salir. Gitano para colocar un par al quiebro y al violín de gran exposición. Dólar otra vez para manifestar su valor sin cabezal ante un toro que perdió fuelle -celó- a medida que avanzó la faena. Remate para carrusel de cortas y pinchazo más entero y tres descabellos. Ovación con saludos.

Entrega de El Juli que le pone el alma que le faltó a su astado.

‘Genovés’ metió con son la cara en el capote de El Juli. Hubo. Compostura con la tela rosa. Una vara medida y un balancín inoportuno, se pegó el de Garcigrande antes de la segunda estaca.  Este contratiempo se notó mucho en el último tercio puesto que el quinto -de buena condición- se quedó afligido en la muleta del madrileño. Embestida pronta pero carente de transmisión a la que Julián le puso empeño y todo su oficio. Muy metido en su quehacer lo pasó por los dos pitones poniendo el alma que no tuvo su burel.  Silencio.

Otra vuelta, un pinchazo le quita el premio a Cayetano.

‘Talador’ hizo sexto, al que Cayetano lanceó en los medios con prestancia. Se enceló el cierraplaza con el peto en una vara larga. Brindis público. Comenzó muy torero y enrazado -rodillas en tierras- pasando al toro con empaque por alto. Lo sacó afuera a los medios. Daba igual el viento. Cayetano le cuajó series a derechas de mucho calado con la ligazón como pilar y con elegancia aquilatada. Al natural lo llevó con los vuelos en un trazo largo y sentido. No quería cercanías el cierraplaza que protestaba con una embestida rebrincada y soltando la cara. En conjunto una notable faena amenizada con la música donde la raza y la naturalidad del menor de los Rivera se adueñaron de La Maestranza. Vuelta tras petición.

Ficha del Festejo

Miércoles 8 de mayo de 2019. Plaza de toros de la Real Maestranza de Caballería de Sevilla. Décima de abono. Corrida de toros mixta. Entrada: ‘Lleno hasta la bandera’. Toros de Los Espartales para rejones y Domingo Hernández para lidia a pie. Bien presentados en su conjunto. Dispares de comportamiento y justos de raza. El rejoneador Diego Ventura; Ovación y Ovación. ‘El Juli’; Ovación tras aviso y Silencio. Cayetano; Vuelta y Vuelta.

Dejar respuesta