Antonio Ferrera reivindica el «valor» de la mujer en los toros y elige a Cristina Sánchez como apoderada

0
34
abc.es

El matador extremeño dice que así «corrige una gran injusticia, o, por lo menos, contribuye en corregir una enorme injusticia que dominaba y domina lamentablemente el mundo del toro, excluyendo a personas (mujeres) de un valor moral, ético y profesional incalculable»

Redacción: ABC

Cristina Sánchez será la nueva apoderada de Antonio Ferrera. La torera, que ya dirige la carrera de la novillera Raquel Martín, se lanza ahora al ruedo del apoderamiento de un matador de toros. Entre los contadísimos casos de mujeres apoderadas se recuerdan el de Lola Casado con Juan García ‘Mondeño’ en su reaparición o el de Teresa Ojeda con Vanessa Montoya.

Ferrera anunció su ruptura con el empresario Simón Casas la pasada semana, después de una temporada juntos. Ahora, con esta relación, el torero extremeño dice que «contribuye a corregir una enorme injusticia que dominaba y domina lamentablemente el mundo del toro, excluyendo a personas (mujeres) de un valor moral, ético y profesional incalculable». Su nueva mentora es actualmente comentarista del Canal Toros de Movistar, y ahora la afición se pregunta si, dado que llevará la carrera de una figura, continuará también en los micrófonos.

«Al matador de toros Antonio Ferrera le complace anunciar el compromiso de contratar a Doña Cristina Sánchez como apoderada suya y representante para asuntos taurinos. Antonio Ferrera, al tomar esta decisión, libera un profundo pesar que le atenazaba y corrige una gran injusticia, o, por lo menos, contribuye en corregir una enorme injusticia que dominaba y domina lamentablemente el mundo del toro, excluyendo a personas (mujeres) de un valor moral, ético y profesional incalculable. Antonio Ferrera considera que es un gran honor que le represente Doña Cristina Sánchez y aplaude el valor, el coraje y la decisión que le caracterizan».

Curiosamente, Ferrera y Sánchez han compartido tarde de toros, como aquella que se calificó de «histórica» cuando Cristina se convirtió en la primera mujer en conceder la alternativa a otra fémina, Mari Paz Vega, en Cáceres. De testigo: Ferrera. Ya ha llovido desde entonces: un cuarto de siglo.

Dejar respuesta