Tres personalidades con dispares «mayaldes»

0
39

Una oreja paseó Rafael González dentro de una novillada variada de Conde de Mayalde en la que destacó la técnica también entregada de Marcos y la mano izquierda de Fernando Plaza.

Redacción:  JAVIER FERNÁNDEZ-CABALLERO / FOTOGALERÍA: LUIS SÁNCHEZ-OLMEDO

La primera novillada de San Isidro tenía lugar en la tarde de este lunes, 20 de mayo, en la que Rafael González, Marcos y Fernando Plaza hacían el paseíllo. Se lidiaba un encierro de Conde de Mayalde.

A la puerta de chiqueros se fue Rafael González a saludar al primero de su lote, un novillo de Conde de Mayalde al que le recetó una larga cambiada y a punto estuvo de arrollarlo de salida. Incluso con caleserinas fue el variado y valeroso recibo del madrileño. A mejor fue el animal conforme avanzaba una lidia en la que el inicio de faena de González fue clave. Por el lado derecho encontró el novillero la transmisión con un tendido que se le entregó a base de una clase extraordinaria y un empuje que aguantó hasta el final. Gran “Andaluz” de Conde de Mayalde. Por manoletinas finalizó su faena, siendo tras despacharlo sin éxito con el acero ovacionado el joven.

“Atrevido” se llamaba el segundo del festejo, un animal al que Marcos ya dejó detalles capoteros. Fernando Plaza entró al quite, cuidando mucho en la lidia la cuadrilla al animal. De impacto fue el inicio de faena de Marcos, que decidió basar el inicio de faena en una mano derecha por la que respondió el animal. Por ahí, encontró el sitio el madrileño y llegaron muletazos de plantas asentadas y mucha técnica. Por ayudados a pies juntos finalizó su faena a un animal a menos, matando de estocada efectiva.

Buenas hechuras también tenía el tercero del festejo, primero del lote de un Fernando Plaza que intentó lucirse de capote. Al quite entró Rafael González. Le faltaba recorrido a un animal al que le intentó dar suavidad el joven, pero sin lograr el triunfo final por la condición a menos del astado de Mayalde. No acertó con la espada.

De rodillas se echó en el inicio de faena para recetarle al novillo media docena de muletazos de hinojos, enlazando con naturales también en esa postura y rematando ya con el cuerpo erguido. Aprovechó con entrega la condición del animal por la mano derecha e intentó ligar los compases muleteriles al de Mayalde, que mantuvo la durabilidad en los trazos de González. Y le hizo el toreo en los últimos compases de la labor el joven, rematando faena por manoletinas, matando de estocada certera y cortando una oreja.

A la puerta de chiqueros se fue Marcos Pérez a recibir al segundo de su lote, un quinto al que le recetó una larga cambiada de rodillas en ese lugar y con el que luego se echó de nuevo de hinojos para dejarle tres más entre las rayas del tercio, mostrando su entrega y disposición. Por saltilleras quitó a ese animal Fernando Plaza. Espectacularidad de Fernando Sánchez en banderillas, siendo ovacionado. Al hermano de su abuelo Domingo Hernández fue el brindis del joven, que se sacó con quietud en los embroques el animal hasta los medios. Silencio final tras dos avisos después de que se viniese muy a menos el animal.

Fernando Plaza le hizo frente a un sexto que brindó a El Fundi, director de la Escuela Taurina de Madrid, su anterior centro educativo.  Se echó de rodillas para iniciar su faena el joven a un animal que le respondió con inercia pero con una condición hudiza al final del muletazo. Sujetó el madrileño la condición del animal, especialmente por el lado izquierdo en muletazos de mucha calidad. Todo por abajo lo hizo el joven, destacando por la misma mano al final de la faena y matando de estocada.

FICHA DEL FESTEJO

Plaza de toros de Las Ventas. Séptima de la Feria de San Isidro. Novillada con picadores. Más de dos tercios de entrada.

Novillos de Conde de Mayalde.

Rafael González, ovación y oreja. 

Marcos, palmas y silencio tras dos avisos. 

Fernando Plaza, silencio y ovación. 

Dejar respuesta