2a de Toros y Ciudad: ¿Cuál Rejoneador y qué novilleros?

0
506

El segundo festejo de toros y ciudad, al concluir, dejo bastantes interrogantes, pero el que asalta en este momento es ¿Cuál Rejoneador y qué novilleros?

Redacción: Javier Enrique Baquero Pardo -JABA-

Manizales – Colombia. Con tres cuartos largos de aforo inició el segundo festejo de Toros y Ciudad, un minuto de silencio en los tendidos se rindió homenaje a Don Fernando Reyes Isaza, ganadero de Suescun, dehesa del día, quién falleció durante la presente semana.

En primer lugar, un bonito, condiciona y bravo astado al que por infortunio le correspondió un “señor” sobre algunos caballos, lindos todos ellos, pero conducidos por uno que no podríamos denominar ni siquiera aprendiz de rejoneador. Caballazos. Golpes a las jacal, reguero de palos en la arena y los pitos del público repudiando lo que en el ruedo se apreciaba. Que infortunio para el festejo. Si bien es cierto que torear a caballo no es fácil, en Colombia hay otros que tenía más méritos para “lidiar” el novillo, que digo lidiar, desperdiciar y mal torear el astado. Sin embargo, el público manizalita lo alentaba a ver si mejoraba, pero todo de mal en peor. El novillo se echó de aburrido.

En segundo turno, que ojalá uniese sido el primero para no pasar tan mal trago estuvo Brayan Salas, quien saludó con verónicas destempladas en el andar.  Con la muleta el panorama cambió de toro y el joven torero inició con muletazos de tironcillo para luego llevar el novillo al centro del ruedo, donde la partitura cambió de tonada. Hubo notas de varios colores, la mayoría trompicadas, pero con deseos de ser del agrado del público. De uno en uno sin armar una faena sólida. Falta de oficio, pero no de honestidad. La espada en dos tiempos, la primera, perpendicular y delantera. La segunda de mucha mejor colocación pero que no alcanzó páralo requerido. El descabello asignatura por tomar.

Joselito Castañeda, lidió el tercero, este de la ganadería de Ernesto Gutiérrez, luego de que se malograra el inicialmente anunciado. Con la capa brindó buenos momentos y variedad. Con la muleta ejecutó tandas con alegría superando la técnica que evidentemente le hace falta. Ganas, valor y florituras hicieron que el público le coreara los muletazos mientras sonaba el pasodoble en lo alto. La mano izquierda también concurrió de buena forma. La espada buscó camino desde muy lejos y tuvo que retomar la ejecución en varias ocasiones, mientras lo avisos sonaban.

Cristian Gómez con la capa cumplió con rapidez en los lances. Con la muleta pases sueltos y desordenados, poco que recordar. Media espada para acortar el trago.

Eduardo Contreras saludó con una larga en los medios para seguir con verónicas de mucha efectividad. En el centro del ruedo y con mucho valor echo rodillas en tierra y saludó con la pañosa. Luego muletazos aislados, sin profundidad, ni buenas maneras. La espada encontró buen trayecto y eso valió para que el público pidiera la oreja, que le fue concedida de manera ligera.

En sexto lugar actuó Diego Torres, quién con la capa se mostró ganoso sin mucha suerte. Iniciando con la muleta sufrió una fuerte voltereta, que lo dejó inconsciente y fue llevado a la enfermería,

Incidencias: Tumbó en el caballo Hildebrando Nieto en el segundo del festejo. Joselito Castañeda recibió dos cornadas, una en la pantorrilla de la pierna derecha y la otra, de importancia en el escroto, con más 20 centímetros de trayectoria y pasando muy cerca del paquete vascular. Saludaron desde el tercio Antonio Dickson y Brayan Valencia.

Dejar respuesta